La relación de madre e hija cada día es más intensa desde que su padre los abandono. Ellas están tan unidad que cuando tienen ganas de comen el coño, pero esa noche llego el padrastro de la jovencita, un tipo con cara de cojudo pero con una suerte tremenda porque ahora tendrá dos culitos para follar. Una noche cuando la madre de la jovencita esta follando con si pareja, pues ella se moría de celos al escuchar como su madre esta follando con su nuevo padre. Así que ella es armo de valor y se unió donde fue bien recibida por la madre, por el cual le dio permiso de disfrutar esa grandiosa polla de su padrastro.

Comentar el video

Tu correo no va a ser publicado. Campos obligatorios *

*