Desde que llegó a casa supe que era toda una puta. La forma de vestirse, de mirarme y hacer las cosas. No entiendo por qué mi padre dejó a mi bella madre por esta zorra hasta que la tuve entre mis brazos, fue ahí cuando pude descubrir ese “algo” que él había visto en ella. Una mujer muy complaciente, totalmente puta en la cama y en cualquier lugar, siempre dispuesta a sacarte hasta la última gota de lefa y de tragársela evitando desperdiciar siquiera una gota de ese líquido lechoso que tanto le fascinaba. Si papá yo me follé a la mujer que trajiste en reemplazo de mi madre y subo este vídeo para que todos vean lo puta que es y que comparada a mi madre no le llega ni a los talones, podrá ser muy puta y complaciente, pero no es una mujer como lo era mi madre. Ahora si no te molesta que lo haga conmigo, pues que se quede en casa, igual yo la paso bien aunque la verdad extrañe a mi madre. Y si por ahí lo permites, pues únete a la fiesta conmigo y juntos hagamos de tu mujer y mi madrastra nuestra mujer y nuestra zorra.

Comentar el video

Tu correo no va a ser publicado. Campos obligatorios *

*