Ya había tenido muchas discusiones debido a las pretensiones sexuales que mi hermano había querido tener conmigo, no podía creer como su sed de sexo había llegado hasta el límite de querer intentar seducirme a mí que soy su hermana. Viví con esto mucho años, hasta que el descubrió mi gran secreto. Cierto día cuando nadie se encontraba en casa yo estaba solas con Mike, él era nuestro tío y hermano de nuestra madre y era un hombre con el cual me excitaba muy fácilmente. No me había percatado que mientras terminada de hacerle una paja a Mike mi hermano lo estaba observando a todo. Este fue el punto de partida y la carta a favor que él estaba buscando para hacerme suya de una vez por todas. No me quedó más que someterme a sus deseos en vista de sus amenazas de ir con el chisme a nuestros padres y más aun a mi novio. No puedo decir que no me gustó porque en realidad a pesar de haber practicado incesto con mi tío ahora lo estaba haciendo y disfrutando con mi hermano y me gustaba mucho en realidad, él todo un provocador y sabia cuánto me gustaba ese placer prohibido.

Comentar el video

Tu correo no va a ser publicado. Campos obligatorios *

*